InStoreView Blog InStoreView Blog

El baúl inteligente de Walmart y otras grandes innovaciones del retail


Noticias y Tendencias

El coronavirus obligó a las grandes cadenas a repensar en el futuro y sus estrategias de venta. La reinvención y la tecnología han sido los conceptos más utilizados y mejor evaluados a la hora de llegar al consumidor.  

Tristemente, se debe reconocer que el 2020 fue el año del coronavirus. Sí, porque la pandemia se apoderó del mundo, en los cinco continentes, y las medidas de prevención fueron un duro golpe, tanto para las personas, que debieron modificar drásticamente sus hábitos y conductas, como para el retail.

Frente a esta adversidad, de un mundo confinado, la industria debió sacudirse de aquella embestida y buscar nuevas opciones para no desaparecer. Fue así que muchas apostaron a la reinvención, colaboración y proposición de nuevas opciones.

Y de la mano de la tecnología, varias entraron en un camino vertiginoso en busca iniciativas que garantizaran el abastecimiento, la seguridad y fueran una respuesta a la demanda del e-commerce.

“Estamos ante un período de transformación que vendrá marcado por la innovación y la experimentación, donde empresas y consumidores se irán adaptando a los nuevos comportamientos de compra que minimizan el contacto físico mientras se trata de impulsar el aumento de las ventas. Comercios de todos los tamaños empiezan a imaginar cómo serán las nuevas tiendas y aquellos con una mayor visión de futuro están apostando ya por nuevas tecnologías y dispositivos para mejorar la experiencia de compra”, aseguró Mark Thomson, director de Retail & Hospitality Solutions de Zebra Technologies EMEA.

Estas palabras reflejan la situación del comercio y cómo se deben abordar las prioridades en situación de pandemia. He ahí la génesis de los “seis mandamientos” para mantenerse vigente. 

¿Y cuáles son? Asegurar el abastecimiento de productos básicos y servicios esenciales, garantizar la seguridad en tienda, responder al auge de demanda online, ofrecer nuevas formas de llegar al cliente, apoyar a los trabajadores, colaborar y empatizar con los clientes.

 

Las nuevas tecnologías que prometen cambiar al retail

En base a estos conceptos han nacido diferentes propuestas para mantener vivo el “vínculo” entre comprador y retail. En Estados Unidos, por ejemplo, Walmart se asoció con HomeValet, fabricante de un baúl inteligente con control de temperatura que se ubica en las puertas de las casas, el cual está capacitado para recibir y sanitizar productos que llegan de delivery.

La novedad radica en que los productos se pueden entregar sin contacto y mantenerse fríos, incluso si el cliente no se encuentra en el hogar. Además, están conectadas con el dispositivo que el proveedor entrega, lo que permite un acceso seguro al momento dejar los artículos en su interior.

Pero no es la única innovación, ya que también en California se prueban carros automáticos que llevan productos al domicilio. Sí, porque Tortoise, la startup de Silicon Valley, ha tomado la tecnología de los scooters eléctricos de reposicionamiento remoto y los adaptó.

Dicha empresa se asoció con Self Point, plataforma de comestibles en línea, para proporcionar a las tiendas de barrios y de marcas especializadas carritos eléctricos que, con ayuda de teleoperadores remotos, entregan productos.

“Rápidamente nos dimos cuenta de que estamos viviendo en un cambio único en el comportamiento del consumidor en el que ahora todo está en línea y la gente espera que se entregue el mismo día”, aseguró Dmitry Shevelenko, presidente y cofundador de Tortoise.

 

Otros casos de innovación

El uso de robots en el sistema de delivery gana terreno, ya que permite reducir el contacto social, minimizando al mismo tiempo las posibilidades de contagio y los colombianos así lo vieron tras la colaboración entre Rappi y KiwiBot, que iniciaron un piloto de entrega con robots en Medellín.

Los robots, operados de manera conjunta entre ambas empresas, se encargan de llevar pedidos de restaurantes en tramos cortos y pagados por medios digitales.

“Pensar que las entregas con robots, una idea que hace algunos años parecía lejana, ahora sea una realidad en nuestro país. En Rappi tenemos la convicción que de la mano de la tecnología podremos seguir aportando a nuestro objetivo de hacer más fácil la vida de las personas, de manera segura”, comentó Matías Laks, country manager de Rappi para Colombia.

La innovación en España corrió por otro carril y el Grupo Pronovias lanzó el primer showroom digital de la industria nupcial, donde los clientes pueden comprar las últimas colecciones de todas las marcas.

“En nuestro caso, nos ha servido para impulsar el cambio más rápido de lo que habíamos imaginado. En cualquier caso, el mundo 'post-corona' no será el mismo, y por eso necesitamos reinventarnos, con innovación, agilidad y creatividad”, dijo Amandine Ohayon, consejera delegada de Pronovias Group.

Mientras que, en la Semana de la Moda de París, Lanvin unió fuerzas con las plataformas de video Douyin (la versión china de TikTok), Yizhibo e iQiyi para crear un desfile de primer nivel en la nube. Y como si aquello no bastara, se asociaron con Secoo, un e-teiler (punto de venta digital). Y para cautivar a sus clientes invitaron a blogueros de moda e integrantes de bandas musicales para transmitir en vivo el evento, que resultó todo un éxito con 5 millones de visitas.


InStoreView 22 de enero, 2021

No nos pierdas la pista.
Suscríbete a nuestras actualizaciones en tu mail

Deja tu comentario